lunes, 11 de enero de 2016

Tartas de boda personalizadas, la opción
más romántica para un día tan especial

Feliz 2016 para todos!!!
Pasada la resaca de las fiestas, con las pilas ya recargadas de mucha ilusión de cara a los futuros eventos, inauguro los post de este año, con la tarta de boda personalizada que hicimos para María y Carlos.
Esta amable pareja, padres de Carlitos, pequeño al que hemos tenido el placer de endulzar varios cumpleaños, bendijeron su amor y celebraron el convite en Finca Trece Pinos el pasado 19 de septiembre. Para ellos hicimos esta tarta decorada con fondant, cargada de detalles íntimos, que expresaba en cada centímetro de azúcar, imágenes y momentos que los novios querían compartir con sus invitados.


Para nosotros fue un placer planificar y pintar a mano cada uno de esos sitios que querían visitar en su luna de miel por los EE.UU. De esta original y dulce forma, informaron a la familia y amigos, el destino escogido para su viaje.
También nos confiaron la réplica en porcelana fría de los novios personalizados que querían regalar. Para ello desarrollamos la temática de la tarta de boda, convirtiendo a estos novios en auténticas estrellas de cine. María y Carlos arrancaron su Gran aventura americana, sobre el emblemático Mustang shelby, y visitaron todas las ciudades planificadas.
 
Una prueba infalible de que la tarta les gustó, fue el hecho de que en menos de 24 horas y sin preguntarles, los novios nos envían un e-mail felicitándonos por nuestro trabajo y compartieran con nosotros, esta foto tan bonita del momento de cortar el pastel de boda.
Para nosotros fue un placer captar y reproducir fielmente la idea de tarta de boda personalizada que tenían estos novios en mente.
Gracias pareja por contar una vez más con nosotros y...Mil felicidades!!!