domingo, 4 de septiembre de 2011

Mi paso por Cakes Haute Couture


Muy pronto se cumplirá un año de mi paso por el curso de Galletas decoradas de Cakes Haute Couture, y haciendo un balance de los resultados, os puedo asegurar que a nivel emocional he tenido "Un Gran año".
Nunca me imaginé que a mi edad (por cierto, no os la voy  a decir…), mi vida daría un vuelco tan radical. Lo que comencé haciendo como un hobbie, hoy se ha convertido en una gran pasión. Os puedo asegurar que es hasta adictiva. 
La satisfacción que obtengo con lo que hago actualmente, nada tiene que ver con la alcanzada en los anteriores veinte tantos de profesión. Fuí diseñadora gráfica, ejercí de periodista, pero como pastelera creativa estoy como estrenando novio. A lo mejor lo que digo forma parte del efecto feromonas...
Tengo que reconocer que la Pastelería creativa sigue siendo otra forma de expresión visual. A mí que siempre me ha gustado crear: pintar, bordar, tejer, moldear. Estoy contentísima ya que con este nuevo hobbie no tengo que almacenar un montón de cacharros que un día de estos tendré que decidir si tirar o marcharme yo de casa. Sobre el fondant canalizo todas las ideas y alguien se lo come. Eso me encanta.
Patricia Arribálzaga me enseñó nuevas herramientas para expresar lo que llevo por dentro. Así pues, las explotaré el tiempo que me dure esta nueva gran pasión…